lunes, 19 de julio de 2010

Un marxista que critica ferozmente a Fidel Castro y que alaba a Santiago Bernabeu

#200 Comentario por La Repu18/07/2010 @ 21:56:

“Mira Gilberta, uno de los grandes problemas del comunismo es la superadmiración al lider. No te voy a poner ejemplos, tu lo sabes igual que yo. Seria necesario tener el mandato delimitado, no es posible que en siglo XXI, sigamos hablando de los Castro, ¿Te imaginas seguir hablando de Lyndon B. Johnson?.Tampoco soy muy partidadrio de los sistemas demócraticos, en los que gana siempre el mismo. A todo esto es a lo que yo llamo Monarquia comunista, por muy disfrazado que este de votos y de democracia falsa.
Amo la Revolución cubana, admiro a Fidel y al Che, al pueblo cubano, por todo lo sufrido y por lo que tiene que seguir sufriendo. Pero Castro, hace treinta años, se tenia que haber ido a vivir su vida y haber dejado el poder a los jovenes comunistas”.
---------------------------------------
A) “Mira Gilberta, uno de los grandes problemas del comunismo es la superadmiración al lider”.

Y esto lo dice un tipo que tolera, sin abjurar de su religión, que su Jefe, o su dios, escriba lo que sigue:

“#83 Comentario por Manolo Saco21/06/2010 @ 22:45
TT, te vas a poner malito. Y eso me entristece. Así que voy a tener que dar la medicina de troll al que se comporta como un troll. Pierde cuidado.

Luna, haz también tuyo lo que acabo de decirle a TT. Voy a desinfectar. No quiero ver tristes ni la luna menguante ni el sol canario. Como tardes en entrar te voy a buscar y te traigo por los pelos. O, como decía aquel, estoy tan desesperado que si mi mujer se va con otro, yo me voy con ellos. Si tu te vas, yo me voy contigo y montamos un chiringuito. Avisada y besada quedas”.

Y esta licencia para matar, el dios de La Repu se la concedía a TT y a Luna, para que fueran plenamente conscientes, si es que ya no lo eran, de su total impunidad, o sea, que les reiteraba que  podían decirme a mí, como ya me habían dicho muchas veces, desde hijo de puta a travesti octogenario pasando por vieja prostituta loca y toda una larga lista de insultos que harían este post interminable.

Quiero resaltar aquí la personalidad de este tipo porque allí, en el blog de Saco es una especie de Santón intocable porque ha sido transplantado del hígado, lo que automáticamente lo ha convertido en infalible a pesar de que, entre otras cosas, es el más furibundo partidario del Franco Madrid, al propio tiempo que el más grande de los marxistas que por allí circulan, que, dicho sea de paso, no son muchos.

 Pero, como les decía, la esquizofrenia de la mayor parte de los que pululan por allí es de tal calibre que les permite autoproclamarse auténticos izquierdistas al propio tiempo que cometen todas las injusticias que pueden y propalan todas las mentiras que se les ocurren, con el mayor de los cinismos del mundo, como si no supieran, que sí que lo saben, y de sobra, que una posición de auténtica izquierda es radicalmente incompatible con la injusticia y con la mentira.

Como ya he dicho alguna otra vez, esta gente no es que sea de derechas, es que son unos redomados fascistas, vayamos, si no, al DRAL: “fascista:1. adj. Perteneciente o relativo al fascismo.
2. adj. Partidario de esta doctrina o movimiento social. U. t. c. s.
3. adj. Excesivamente autoritario”.

Es ésta última acepción la que les coge de lleno a todos estos fervorosos partidarios del dios Saco que fue capaz de escribir la excusa absolutoria de sus sicarios que acabamos de transcribir más arriba y que, moralmente, no se diferencia en nada de cualesquiera de los permisos para falsear, perseguir, humillar y sacrificar que los Hitler y Mussolini dieron a sus esbirros fascistas: es la misma intención de reprimir con la mayor dureza posible cualquier atisbo de disidencia, es el mismo desprecio esencial a la humanidad irredenta de los que sólo ellos tipifican como sus enemigos, es el mismo sanguinario deseo de gustar en sus fauces el sabor salado de la sangre ajena, es el mismo instinto carnívoro, caníbal, antropofágico, que, si no se concreta en el asesinato real de la víctima sí que se ceba empecinadamente en hincar sus dientes vampíricos una y otra vez sobre la carne indefensa de la presa que atacan.

B) “Amo la Revolución cubana, admiro a Fidel y al Che, al pueblo cubano, por todo lo sufrido y por lo que tiene que seguir sufriendo. Pero Castro, hace treinta años, se tenia que haber ido a vivir su vida y haber dejado el poder a los jovenes comunistas” (sic).

Y es éste, La Repu, quizá el Sumo Sacerdote masculino de la religión sáquica, el que va por ahí presumiendo de marxismo al propio tiempo que adora al Franco Madrid, la actual suprema encarnación del neoliberal capitalismo ultraderechista, y lo hace con el mayor cinismo del mundo, al propio tiempo que critica ferozmente a Castro, simplemente porque tiene 83 años, o sea, 4 menos que el mejor de todos los presidentes alemanes de la posguerra, Conrad Adenauer, cuando abandonó la presidencia alemana con el mayor prestigio que nadie nunca había tenido no ya sólo en su propio país sino en toda Europa.

Este Sumo Sacerdote Sáquico hubiera mandado igualmente a los infiernos a Platón, Aristóteles, Kant, Hegel, Goete, Nietszche, De Gaulle y tantos y tantos hombres absolutamente geniales e íntegros sólo porque habían cumplido demasiados años para este irrecuperable admirador de la labor de Santiago Bernabeu, otro anciano que también tenía permiso otorgado por el tercero de los grandes fascistas, Franco, para matar y que se murió como Presidente del más grande de los clubs deportivos que ha alumbrado la Historia. No es sino un ejemplo más de la extraordinaria coherencia de este consumado marxista que es La Repu.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

He llegado aqui desde el blog de SAco, que sule tener por costumbre echar una ojeada.

Yo no voy a entrar a hacer una critica sobre las ideas de cada uno (a pesar de que la obsesiva recurrencia a Marx del señor Repu), pero sí que dependiendo de la persona que haga el comentario le toca la parte ancha del embudo o la estrecha.

Si alguien discute es automaticamente un troll, por lo que hay barra libre para los insultos de todo tipo, incluyendo el recurrente "hijodeputa". Hay un señor, "Malditos BAstardos", que es el rey del insulto, pero es respetado y jaleado en cada uno de los insultos.

La sencilla pregunta de si las normas deben ser iguales para todos, nunca fue respondida. Los motivos son varios:
1- Que no, las normas no son para todos, si son amigos de Saco tiene barra libre.
2- Que no quieren que las normas sean iguales para todos, quieren que su chiringuito sea de una manera concreta.
3- Que no piensan responder para que no se note sus preferencias.

El señor Repu amenazo con marcharse indefinidamente si yo seguia por alli, que es muy mayor y que necesita calma y paz, y que conmigo por ahi no tenia paz ni calma. Fui fulminantemente expulsado. Ahí sigue el señor M. Bastardo, barra libre.

Cuando pude quejarme, uno de esos grandes filosofos que por alli pululan y que actuan como fenomenales gragarios me dijo literalmente que como yo era derechista (sic), no me tendrian que importar las desigualdades, por lo que me merecia que me trataran de manera desigual. Bueno, entiendo que a ese lumbreras, como fantastico izquierdista le deberian rechinar las desigualdades y verse en una situacion de privilegios le deberia repatear. Sorprendentemente (en realidad no) no le importaba estar en el grupo de los privilegiados.

Sin otro particular.

Aitor

Anónimo dijo...

Aitor tiene razón. No comprendo como hay gente que acepta a un tal Malditos Bastardos. Es como "un chulo de putas" repartiendo insultos y agasajos como si a alguien le importara su opinión. Escribe mal y se jazta de ello. Tiene poca gracia y sin embargo el se cree gracioso. Es un auténtico coñazo con la patada voladora o las estupideces que repite diariamente.
Yo creo que este estúpido estropea cualquier blog en el que se meta.

Sin embargo Ud. D. José es un sabio al que me gusta leer. Su escritura es maravillosa como lo son sus ideas.
Y ya ve, Ud. tiene que marcharse mientras a este rollo de persona le han aceptado, seguramente por miedo a sus insultos, la gente es muy tonta y cobarde.

Un saludo

Fernando Mora dijo...

Debe ser cosa de los tiempos modernos éstos y sus formas de comunicación. Han caído en la trampa de los derechistas de toda la vida. Silenciar como sea al disidente, al que piensa distinto ( y/o en el caso de D. José, más y mejor ), al que no es "de los nuestros" y si se puede como también es el caso, negarle la existencia.
Es una historia mil veces repetidas en éste país de caínitas, por supuesto que ahora es todo mucho más 2.0. Resulta que el que por lo que sea molesta a la autoridad pues se le tacha de troll en un juicio sumarísimo con base en unas supuestas reglas que parece quedan por encima de derechos fundamentales como puedan ser el de la libertad de expresión.
Y ahí lo vemos, Eutiquio miserablemente baneado en un "espacio de libertad y progreso" (sic), eso si, después de haber recibido toda una indecente retahíla de insultos como única respuesta a las numerosas y muy argumentadas respuestas que con tanta paciencia ha tenido a bien acometer por aquellos pagos.
Es descorazonador todo el asunto.
Un saludo,

Anónimo dijo...

Fernando Mora, esta gente no se comporta como los derechistas de toda a vida, sino como los izquierdistas de toda la vida. Son una gente con uns ideas muy extremas en muchos casos, cuya biblia o fuentes de informacion son "kaosenlared" y "rebelion.org", mientras que despotrican contra los medios muy derechistas por "mentir" y "manipular".

Pero no son las ideas que puedan profesar lo importante del tema, no, lo importante es que las personas que intervienen no lo pueden hacer en igualdad de condiciones que el resto. Que cada idea o comentario que escueza o no gusta es respondido por la caverna de Saco con todo tipo de insultos a los que el receptor debe agachar la cabeza y asumirlos, de lo contrario sera baneado. Debes recibir que te llame el señor bastardo hijodeputa mientras el resto le jalea y no puedes responder ni siquiera argumentando de ninguna manera porque seras reprendido incluso por el señor saco, dueño de ese espacio de libertad (tocate los cojones).

Aitor.

Pd: Los mas tristes son toda una serie de gregarios, especialistas en aplaudir chistes y lamer el culo. ESO es precisamente lo que quiere conservar Saco.

calificacion de las entradas