domingo, 15 de agosto de 2010

Otra nueva genialidad del super egoísta Guardiola

Por considerarlo muy importante, quizá decisivo, para el porvenir del equipo que entrena y cuyos legítimos intereses ha pospuesto muy conscientemente a su egolatría personal de aparecer como el genio futbolístico más genial de todos los tiempos, incluimos a continuación el post que también hemos colgado en mundosportjlp:

Pues, no, señor, yo no estoy de acuerdo con esa mayoría apabullante que aplaude a Guardiola hasta con las orejas: creo que es un tío muy mediocre con una suerte increíble, porque no puede hacer peor las cosas.

No es ya que se equivoque en todos los fichajes, que lo hace porque quiere distinguirse, o sea, presumir de genio que ve lo que nadie puede ver, y que saca adelante partidos difíciles con cuatro gatos que se saca de la manga, no, no es sólo por eso, que también, lo que me exaspera es que, en su soberbia intolerable, acabe haciéndole el juego a todos los que van a por el Barça, que es lo que hizo ayer.

Se trataba de decirle a todo el mundo mundial: “es igual que la Federación Francomadridista de Fútbol colabore con su Franco Madrid para que el Barça no empiece la temporada ganando otro título más,  yo soy tan genial que puedo ganarle al Sevilla, probablemente el tercer equipo español, con 4 niños de teta que les arrebate a sus madres de los brazos”.

Esto es lo que me saca completamente de quicio: que un tipo tan egoísta que impone su egolatría personal a millones de seguidores que el Barça tiene en el mundo, además, se lleve los laureles, la gloria de ser considerado como uno de los tíos que más sabe de fútbol en el mundo, cuando no es más que un puñetero soberbio que una vez tuvo una suerte increíble y ganó 6 títulos seguidos porque el equipo que manejaba no del todo bien era el mejor del mundo y tenía un tipo llamado Messi que es capaz de ganar los partidos él sólo.

Porque hay que ser tan cabezón y egoísta para ya que se empeña en no alinear a ninguno de los campeones del mundo no lo haga con Valdés, que también está incluido entre éstos, pero que, como portero, no tiene las exigencias física que los jugadores de campo. Por eso perdió el partido ayer.

Y eso lo sabía como lo sabemos todos los que hemos pasado gran parte de nuestra vida viendo fútbol.

Pero a él le da igual porque sólo buscaba la gloria insuperable de ganarle al Sevilla en casa con los “babys”, que eso sí que hubiera sido la leche, que era imposible ¿y qué? ¿y si él el genio de la lámpara lo conseguía, eh, hasta dónde habría llegado su prestigio?

Pero hay algo que le va a hacer al Barça mucho más daño aún. Éste tenía en el saco a Özil, que estaba loco por ir al Barça y al que todo el mundo considera como el posible sustituto de Zidane, pues, bien, como no era una propuesta suya se lo ha pasado por los cojones y le ha puesto en bandeja su fichaje al Madrid, y eso que todo el mundo dice que es el nuevo Messi, pero a él, Guardiola, le importa un pijo que el Madrid vuelva a gozar de la supremacía del fútbol, otra vez,  10 o 12 años como cuando otro genio le regaló  tan estúpidamente a Di Stefano.

Y todo el mundo seguirá riéndole las gracias a este genio de pacotilla que a lo peor ha vuelto a arruinar el porvenir de su equipo para una porra de años.

Lo que no acabo de entender es como Rosell, que sabe de lo que va esto, ha consentido que Özil no haya cumplido su deseo de fichar por el Barça simplemente porque el niño mimado de Pep haya querido marcarse otro farol.


No hay comentarios:

calificacion de las entradas