domingo, 7 de noviembre de 2010

Hobbes, su Leviatán: "Homo, homini lupus" y "Bellum omnium contra omnes”: “El hombre es un lobo para el hombre” y "la guerra de todos contra todos".




“Anónimo dijo...
Todos sabemos que la democracia no es el ideal ni mucho menos, pero, conoces algo mejor para que los humanos no se maten entre ellos. Tal vez para ti, la religion, otro sistema, el comunismo, el budismo. Aun no has descubierto que el hombre es el lob del hombre.

7 de noviembre de 2010 05:46".

Mi querido y madrugador anónimo:

Veo que no sigues asiduamente mis escritos, si lo hubieras hecho, no me reprocharías que no haya descubierto aún que el hombre es un lobo para el hombre.

Hace la friolera de 62 años que yo, estudiando filosofía del Derecho, bajo la tutela del Viejo profesor, Tierno Galván, me enfrenté por 1ª vez, a partir de entonces, lo he hecho muchas, muchísimas veces, al axioma de Hobbes, expuesto magistralmente en su Leviatán, “homo, homini lupus”, hasta tal punto que creo que esta afirmación ha pasado a ser la base de todo mi pensamiento que, aquí, en mi propio blog, he tenido la ocasión de contrastar con contertulios de tanta entidad como Iñaki Zumake y Meskalis.

Tan partidario de Hobbes soy y de su famosísima sentencia que creo que eso ha minado para siempre el que era mi ideal utópico: el marxismo-comunismo.

Desde Marx, poner en práctica sus luminosas y generosas teorías se ha intentado ya muchas, quizá demasiadas veces, y, hasta ahora, con un rotundo fracaso y, como es lógico, un esclavo de esta asignatura, la lógica, se ha preocupado, y mucho, de intentar averiguar por qué.

Y ha llegado a la más desoladora de las conclusiones: el comunismo puesto en práctica fracasa PORQUE EL JODIDO HOMBRE NO ES MÁS QUE UN LOBO PARA EL HOMBRE y porque la vida no es MAS QUE UNA JODIDA GUERRA DE TODOS CONTRA TODOS.

Así que venme tú, ahora, a mí,  con eso de “Aun no has descubierto que el hombre es el lobo del hombre”.

Este jodido “lupus” es tan canallesco, tan infame, que, puesto en una cadena de producción cooperativa, si puede, se escaquea de 100 veces, 100, porque se dice “si haga lo que haga voy a ganar lo mismo, que trabajen los demás”.

Éste es el jodido ser humano que tenemos, no hay otro, y con este canalla tenemos que trabajar. 

¿Y entonces?

Dímelo tú, si quieres, querido anónimo.

Hay que coger a este tío perro por los mismos cojones y obligarlo a trabajar, quiera o no quiera, porque eso significa la 1ª parte del axioma marxista: “de cada uno hay que extraer lo que tiene, según su capacidad”, pero, entonces, pondrán el grito en el cielo los feroces partidarios de la libertad y yo no podré sino contestarles lo mismo que el viejo Lenin a nuestro genial Giner de los Ríos: “libertad, ¿para qué, para que los jodidos y asquerosos tíos se escaqueen cuanto puedan en las cadenas de trabajo?”.

Cógela, tú, a esta mosca por el rabo, que yo no puedo hacerlo.
¿Que tú tampoco puedes?, claro que no, porque es imposible luchar contra lo que está inscrito en la naturaleza de las cosas y este jodido "lupus" del hombre es un infame gandul que quiere siempre comer sin trabajar y, si se lo permiten, lo hace. Por eso fracasó el comunismo de la Urss, por eso fracasará siempre si no está dirigido por una inexorable mano de hierro.

Y, entonces, tú, querido y madrugador anónimo, me dices: “pues, si es así, que le vayan dando por donde amargan los pepinos al jodido comunismo ése”.

Pero ahí están Cuba, Venezuela y, sobre todo, China.
El ejemplo canallesco que siempre ponen los canallas anticomunistas de siempre es precisamente Cuba, un ejemplo que no sirve porque Cuba nunca pudo actuar sin la terrible, sin la inagotable, sin la irresistible, sin la insoportable presión de su diabólico vecino, los Usa y, si todos parece que estamos de acuerdo en que el Diablo es tan poderoso como Dios, ¿por qué le exigimos a uno de los países más débiles del mundo que venza cotidianamente al Diablo, digo: a ese Dios siempre benevolente y misericordioso que son los Usa?

Nunca sabremos adonde hubiera podido llegar Cuba si ese nuevo Leviatán, el Estado imperialista más poderoso de la Historia no hubiera puesto todo su empeño en destruirla.

Que a Cuba se le exija más es simplemente una canallada y todos los que lo hacen son, por consiguiente, unos perfectos canallas, por mucho que se escondan tras las banderas de las vergonzantes libertades.

En cuanto a Venezuela, ahí está: Ganándole la partida a todos los fascistas reunidos del mundo y apoyada sólo por 4 o 5 países suramericanos.

Y de China hay tanto que escribir que creo que es mejor dejarlo para otro día porque hoy nos tememos que hemos escrito ya demasiado.

Hasta entonces.

3 comentarios:

Fernando Mora dijo...

O.T.
Como ahora ilustras tus posts con una imagen, los que se refieren a Rajoy me ha recordado una imagen que me descargué en su momento y que andaba por ahí perdida en mi disco duro. Fue tomada al poco de la derrota electoral de 2004. Adjunto el link del sitio al que la he subido.

http://img543.imageshack.us/img543/511/rajoyaznar.jpg

Abrazos,

Meskalis dijo...

Yo no creo que el hombre sea un lobo para el hombre. No como generalidad. Efectivamente, algunos hombres se comportan como lobos con otros hombres, pero un porcentaje (que no me atrevo a cuantificar) cree, y así lo vive, que la máxima "Ama a tu prójimo como a ti mismo" refleja mejor lo que el hombre debe ser para el hombre.
Recibe mis mejores deseos para ti y tu familia.

JOSE LOPEZ PALAZON dijo...

Muchas gracias, amigo Meskalis.

Cuánto me ha gustado volver a verte por aquí.

Cuídate mucho, amigo.

Un abrazo,

calificacion de las entradas