lunes, 12 de septiembre de 2011

Respondiendo a bemsalgado






El galleguismo es un arcano imposible de penetrar. No es ya que no se sabe nunca si el tipo, que está en la escalera, baja o sube, es que ni siquiera sabemos ya si aquello es un tipo y aquello, una escalera.

Y tú, mi querido bem, Dios te bendiga, eres un gallego integral, de modo que yo no sé casi nunca, bueno, nunca, no ya si subes o bajas, que eso es lo de menos, sino siquiera si eres tú, bem, quien de vez en cuando aparece por aquí o es otro que viene a tomarme el pelo. En fin.

Y todo esto a propósito de tu comentario a mi post “Una guardiolada”, ya que no sé si estás de acuerdo con él o esas poéticas consideraciones que haces no son sino un modo muy bondadoso de decirme que no tengo razón.

Pero lo que más me ha perturbado es el final, cuando dices eso de: “Sí, pero. sólo estoy hablando de fútbol. ¿O también de política?”.

De la palabra política, yo conozco varias acepciones: la que la identifica con el arte de lo posible, muy alambicada e intelectualoide; la que dice que es la actividad que realizan los puñeteros políticos, lo que la identificaría quizá con una de las mas deleznables actividades del hombre; y la que seguimos Aristóteles y yo, que la consideramos como la ciencia que trata del gobierno de la polis, o sea, del Estado.

Te decía yo, ayer, en mi post, que, implícitamente, el sabio estagirita consideraba a la política en las 2 proposiciones que yo trasladaba, el hombre es un animal político, de tal forma que el hombre que no es político o es un dios o una bestia, como una actividad total del hombre, que todo lo abarca, o sea que, según él, y también yo, todo lo que hace ese puñetero animal político que es el hombre no es más que pura y dura política, lo que ocurre es que esta verdad inapelable, no le gusta a casi nadie porque todos piensan como aquel ínclito canalla que les decía a sus ministros como única recomendación: “y por favor, Fulanito, haga usted como yo, no se meta nunca en política”, que, para él, era esta asquerosa manía que tienen los más nobles entre los hombres de preocuparse de los problemas de los demás, no  como él que sólo se preocupó siempre de los suyos, lo que era la más detestable de las formas de hacer política, por eso acabó entrando bajo palio en todas las iglesias a las que asistía, porque la Iglesia, que no ha hecho otra cosa en toda su puñetera vida, aborrece, detesta, excomulga, sataniza la política, aquella antológica fotografía del Papa Juan Pablo, regañándole duramente a Cardenal, aquel sacerdote que se hizo sandinista, tratando de llevar algo de justicia a sus paisanos de Nicaragua.

De modo que política, para Aristóteles, y para mí, lo es todo, desde acostarte a dormir,  comer o ir al wáter porque, según como lo hagas y donde lo hagas, estarás ayudando a los demás a ser mejores o sea más iguales y por lo tanto un poco más libres.

Esto es lo que ha hecho, por ejemplo, durante toda su vida, Fidel Castro: nada de lo que hizo este cuasi paisano tuyo ha sido gratuito, todo ha tenido siempre la misma finalidad, hacer a todos los cubanos màs iguales, la única manera de que fueran un poco más libres, pero de verdad, no como tú y yo, que no podíamos ser nunca libres para nada importante porque nunca fuimos iguales a todos esos tipos que han declarado ahora la parte de sus riquezas que no era ocultable.

De modo que, ahora, Fidel se sienta en las mismas sillas que sus iguales cubanos y nadie ha podido demostrar, y mira que lo habrán intentado, que tiene un sólo céntimo más que el más pobre de ellos, por eso le han abandonado todos esos familiares que piensan que un dirigente “político” tiene como primera obligación la de enriquecerse él y los suyos ¿si no para qué coño luchó tanto durante tantos años?

Pero creo que me he perdido. Lo que yo quería decir es que Florentino hace política cuando azuza a Mourinho para que no sólo combata futbolísticamente a los catalanes separatistas en los terrenos de juego, sino también cuando le dice que él, Mou, debe de mostrarse el más feroz de todos los anticatalanistas que en el mundo han sido, porque eso contribuye decisivamente a dos cosas:

 1) reafirmar la postura ultraliberal capitalista neocons que ejemplifica el Real Madrid, por lo que nadie, mínimamente coherente de los que se consideran a sí mismos como españoles ejemplares irá ya nunca contra los capitalistas rastreros que nos han llevado en volandas adonde estamos, todo lo contrario, los glorificarán, por eso en las últimas elecciones locales las gaviotas se han adueñado de todo el territorio nacional y Rajoy, qué coño, otro gallego, ha podido decir por la boca de Cospedal, “lo siento, señores de la izquierda, la guerra ha terminado y ahora ustedes no pueden ni deben hacer otra cosa que la que siempre hacen los ejércitos derrotados, desarmarse íntegramente y declararse para siempre cautivos”;

 2) negar siquiera la posibilidad de que alguien, sea catalán, gallego o vasco, piense siquiera que hay vida fuera del terreno que marca Florentino, todo para mí y para los míos, porque somos, siempre hemos sido, los elegidos por Dios para gobernar al mundo, por eso el padre de los March, mis jefes, le envió a Franco el avión para que viniera de Canarias y nos invadiera y por eso mismo también, ahora, esos mismos March, me han venido a buscar a mí, para que yo invada otra vez este desdichado país con esas divisiones, con esos acorazados que se llaman, Mou, Pepe y Ronaldo, porque ahora estamos ya tan civilizados que las batallas no se libran en los frentes de antaño sino en esos cuidadísimos rectángulos que constituyen los campos de fútbol, por eso, yo, para terminar, te digo a ti, querido bem, que lo que hace el Real Madrid, lo que hace Florentino, entreteniendo a todo el país con esas bravatas enloquecidas de Mourinho, que enardece al país de tal forma que escribe en una pancarta “tu dedo nos señala el camino”, un dedo agresor en un ojo catalán o por lo menos catalanista, no es ni más ni menos que política, pura y dura, pero, claro, de la mala, de la peor.


7 comentarios:

bemsalgado dijo...

RESPUESTA A JL PALAZON

Estimado José:

Me molesta, y mucho, el contenido de los tres primeros párrafos de tu última entrada “Respondiendo a bemsalgado”, a modo de preámbulo. Más aún, no me lo esperaba de ti, creo que no te hacen honor, y creo también que adolecen de rigor intelectual. Acudir a falsos tópicos acuñados, referidos a un colectivo, el que sea y del tipo que sea, para tipificar lo hecho por un individuo que pertenece al mismo, no sólo me repugna sino que lo desprecio de forma general. No es ya que te lances a hacer un juicio de intenciones, como lo haces, de una persona, sino que enjuicias a toda una comunidad. Y todo por algo tan banal como un comentario de un partido de fútbol en el correspondiente apartado de tu blog.

Estuve tentado de no responder, decir hasta luego, y no volver por aquí. Porque, además, hacerlo me está obligando a una pérdida de tiempo inútil y absurda.

No voy, por tanto, entrar a contestar ni polemizar con el contenido de esos párrafos, prefiero darlos por no leídos, salvo tres cuestiones. La primera referida a mi persona, en mi condición de gallego: No soy galleguista, soy simplemente gallego, a todos los efectos. Precisamente era algo que creí tenías claro, y que apreciaba enormemente en ti, después de haberte leído aquí en varias ocasiones, sobre todo referidas a vascos y catalanes, y, también, de otras dichas por mí en este tu blog.

La segunda cuestión, sobre la que sí tienes derecho a una explicación, puesto que tú no se la has encontrado, y además te ha resultado perturbadora, la última frase de mi comentario: “Sí, pero. sólo estoy hablando de fútbol. ¿O también de política?”. La dejo para el final.

- La tercera: “siquiera si eres tú, bem, quien de vez en cuando aparece por aquí o es otro que viene a tomarme el pelo”.

Empiezo por contestar ésta.

- “de vez en cuando aparece por aquí”, dices, cuando vengo diariamente y en torno a seis veces, mínimo, para ver si alguien ha hecho comentarios. Te lo dije en otras ocasiones y la comprobación, también te lo dije, la tienes bien fácil al pie de página y tu mismo lo reconociste en una ocasión. Y, naturalmente, no estando obligado a ello, no le encuentro sentido a tu apostilla.

- “o es otro que viene a tomarme el pelo”.
¿De verdad crees lo que estás diciendo? Yo siento, y he sentido siempre, enorme respeto y consideración por ti. Como esto dicho aquí, así y en esta circunstancia tiene un valor muy relativo cuando además se está poniendo en duda y cuestión a la persona que tal cosa afirma, voy poner a Fernando Mora por testigo, y aportar un prueba de ello. En una ocasión, habiendo subido un comentario a tu blog que no aparecía publicado y, al día siguiente continuaba sin aparecer, pero es que además tu tampoco lo hacías, me sentí seriamente preocupado. Este e-mail dirigido a F. Mora deja constancia de ello, y no forma parte de fórmulas de cortesía huecas como podrían ser las dirigidas personalmente a alguien:

De: Bem Salgado bemsalgado@gmail.com
Para: Fernando Mora
Fecha: 5 de mayo de 2011 22:18
asunto: preocupación con José
enviado: porgmail.com

Hola Fernando

Comienzo a estar preocupado por el silencio de José Palazón.

Y me reprocho mi torpeza al redactar mi comentario de ayer.

Leyéndole tengo la impresión que lo ha interpretado de manera radicalmente distinta a lo que yo pretendía. Y no sé si con mi respuesta/comentario de hoy, habrá ocurrido otro tanto.

Lo último que yo haría sería molestar u ofender a José. Muchas veces tengo la impresión de que lo mejor que podía hacer era permanecer callado. Ésta es una.

Estoy preocupado.

Un abrazo.

(Obviamente no comenzaba a estar preocupado, sino que llevaba horas preocupado y necesitaba a recurrir al único conocido común a quien podía dirigirme.
Omito la contestación de Fernando, en la que procuraba tranquilizarme, simplemente por respetar su confidencialidad)

Finalmente la cuestión quedó felizmente aclarada. Se trataba de una avería generalizada del servidor de Blogger, que tardaron varios días en subsanar.
---
(continúa)

bemsalgado dijo...

El comentario en cuestión era el siguiente:
http://jlpalazon0.blogspot.com/2011/05/garzon-su-caso-penultimo-analisis.html

bemsalgado dijo...

Esta mañana, José, he enviado por dos veces un comentario que no veo publicado.
No sé a que fue debido, pero, para enviarlo de nuevo, prefiero esperar tus indicaciones.
Un abrazo
6 de mayo de 2011 01:07


bemsalgado dijo...
Buenos días, José.

Dices respecto a mí: "ha formulado un juicio sobre mi actitud respecto a Garzón".

El único juicio que he hecho sobre ti ha sido: " alguien a quien tú, con total honestidad, defiendes a capa y espada...

Seguramente utilicé de modo improcedente la frase "a capa y espada", que es de esas frases tópicas cuyo alcance no sé medir y que intuyo pudiera ser interpretada como "con razón o sin ella", y esto último de ninguna manera lo diría referido a ti. Por esa misma razón, por si acaso, puse la venda por delante diciendo "con total honestidad", porque de esto sí que no me cabe la menor duda.

Del mismo modo que estoy contigo, confesando por adelantado mi absoluta ignorancia de todo lo que concierne a procedimientos jurídicos que los profanos percibimos como un "galimatías" y al mismo tiempo soy consciente que, en cuestión de Derecho y Justicia emplear el sentido común no basta, estoy contigo, digo, cuando denuncias que Garzón está siendo víctima de una trama fascistoide escondida tras la etiqueta de Manos Limpias, puesta en marcha, si no me engaño, para combatir la plataforma “Nunca máis” cuando el hundimiento del Prestige. Y que detrás de todo esto están también los intereses de la trama Gürtel de salir exonerados de culpa por los casos de corrupción.

Como también creí siempre que Garzón era un juez de extrema honestidad en el pasado, incluido su paso por el Gobierno de Felipe González aunque entonces yo lo entendiera como una hábil operación de éste para legitimarse a sí mismo cuando su partido y él mismo estaba siendo acosado por el escándalo Filesa. Otro tanto diría de su actuación en cuanto a la persecución del tráfico de drogas, o los casos Naseiro, y Gal, siempre bajo la premisa de mi incompetencia más absoluta para valorar su actuación como juez en todos estos casos, consciente de que “el como” lo haya hecho, tratándose de una acción judicial, no es una cuestión menor, y de eso nada entiendo.

... (continúa)

bemsalgado dijo...

En cualquier caso, reitero, mis percepciones de este tipo de cuestiones son las propias del “vulgo”, y siendo consciente de ello, primero paso por encima de ese tipo de informaciones, que además normalmente se convierten en auténticos culebrones interminables, y luego me mantengo en un prudente silencio sobre esos temas.

Lo de referirme a él ayer nada tenía que ver con todo eso. Pretendía decir algo acerca de dos hechos de los últimos días que me han conmocionado. Primero el bombardeo de una residencia familiar en Trípoli en el que resultaron muertos un hijo de Gadafi y tres de sus nietas menores de edad, y el alto mando de la OTAN diciendo que no tiene porqué dar explicación alguna puesto que la OTAN sólo bombardean objetivos militares, y ese lo era.

Y lo segundo, el asesinato, porque no es otra cosa, de Bin Laden, y todo lo que en torno a este hecho cabe decir, y casi nadie dice. Mientras estaba intentando articular dando un mínimo de sentido a mis palabras todo lo que pasa por mi cabeza a propósito de ello, se me cruzo en el camino esa información procedente de Quito referida a las declaraciones de Garzón, justamente de alguien que, en mi opinión, podría y debería hablar de lo acontecido en términos radicalmente distintos a como lo ha hecho, el sí, con la autoridad de su magistratura, y no yo desde mi pobre ignorancia, y pese a lo cual intentaré hacerlo.

Esta postura suya, para mí, sí es de enorme relevancia a la hora de enjuiciarlo, y aquí no hay oscuros temas de jurisprudencia que sirvan para disfrazarlo.

Y nada más, José, que para mi ya es demasiado, y continuo pendiente de aclararme para decir dos cosas al menos, sobre lo que ayer dejé en suspenso.
Un abrazo, amigo, compañero.
5 de mayo de 2011 13:35
6 de mayo de 2011 14:51
------------

Y como consideración hacia ti, que venías publicando una serie artículos en defensa del Juez Garzón, no intenté poner como comentario el escrito recibido de Venezuela, un testimonio cuestionando su integridad ética, cuyo autor me merecía crédito absoluto, y decidí mandártelo mediante un correo privado para que lo conocieses que, por cierto, nunca contestaste, cosa que ni te reprocho ahora ni la tomé en cuenta en aquel momento.

En primer lugar, yo he hecho aquí bastantes, ni siquiera voy decir numerosos comentarios. En contrapartida, en mis blogs, solo recuerdo dos cortos comentarios tuyos, motivados fundamentalmente para pedirme ayuda para formatear la cabecera de tu blog.

Nunca le di importancia a ello, porque lo entiendo plenamente justificado, incluso que nadie entre en mis blogs, como para pretender que además opinen allí, aunque a veces conforta que lo hagan y siempre lo agradezco.

... (continúa)

bemsalgado dijo...

Pero tú si lo has hecho, quejándote lastimosamente:

http://jlpalazon0.blogspot.com/2011/06/democracia-iii-el-gran-senuelo.html

“ De modo que creo que me han dejado solo CarmenRM, corazón rojo, Fernando Mora, alienado, bemsalgado y algún otro que ya no recuerdo.
Y lo más curioso de todo es que esta absoluta soledad es lo más parecido a la quietud que nunca he tenido.
Publicado por JOSE LOPEZ PALAZON en 09:36 “

Y esta fue mi respuesta, el primer comentario publicado, luego vendrían, creo, siete más:

http://jlpalazon0.blogspot.com/2011/06/democracia-iii-el-gran-senuelo.html

bemsalgado dijo...
Buenos días José:

Por lo que a mí respecta, no ha sido así. Cada día paso, al menos, un par de veces por aquí. Para leerte, y también por si algún otro ha hecho comentarios. Tienes fácil comprobarlo al pie en el recuadro:
"Live Traffic Feed"
El hecho de no comentar no puedes ni debes interpretarlo como "abandono". Simplemente, que no tenga nada que decir al respecto, o me cueste hacerlo, o no tenga tiempo, etc., aún estando en acuerdo o desacuerdo con tu artículo. A mí me cuesta mucho más que a ti tanto escribir como poner mis ideas en un mínimo de orden para hacerlo, si es que las tengo.
Así que, por ese lado, puedes estar tranquilo, sigues teniendo en mí un amigo.
Un abrazo.
22 de junio de 2011 11:49


Tú has hecho públicamente aquí elogios hacia mi persona que, en mi opinión, independientemente de ser inmerecidos, considero que no me conoces lo suficiente como para hacerlos. La mayor parte de las veces los he aceptado como un gesto de afecto restándole importancia a los adjetivos dedicados a mí y tomándolos por su vertiente más superficial. Por poner un ejemplo, si alguien, quien sea, cada vez que escucha de una cubana desconocida decirle “mi amor” o “mi cielo” se lo cree, va de lado.

Pero recientemente, no recuerdo cuando y no quiero perder más tiempo en hacer acopio de datos para contestarte, me produjeron cierto sonrojo y me parecía que permanecer callado podía entenderse como aceptación por mi parte. Mi primera intención fue dejar aquí un lacónico comentario, en clave de humor, parafraseando la letra de una conocida canción, diciéndote: “Yo no soy esa que tu te imaginas…” No lo hice sólo porque temía ser mal interpretado u ofenderte, y preferí olvidarlo.

Y ahora resulta, después de un año, que declaras sobre mí “siquiera si eres tú, bem, quien de vez en cuando aparece por aquí o es otro que viene a tomarme el pelo”.

Paso a la segunda cuestión. Criticas que no sabes mi opinión sobre el contenido de la entrada, en la que arrancas por Aristóteles, Marx, y Foucault, le das un repaso a los técnicos de los equipos y los sometes a psicoanálisis, a los árbitros, a los estamentos del fútbol, a las tácticas, a las plantillas, haces un análisis pormenorizado de cada jugador…

... (continúa)

bemsalgado dijo...

Oye, José, por una vez, no sería más fácil que tú dijeses en qué estás de acuerdo o desacuerdo con el comentario que dejó en tu blog un visitante asiduo, que sólo habla de un partido de fútbol que ha medio visto, porque lo hice por Internet, y funciona de aquella manera, y dice:

Que ocurre a veces que, cuando todos juegan de todo, nadie juega de nada.
Que lo que empezó como anarquía armoniosa y continuó como desorden, acabó en desconcierto.
Que ayer era como si al Barça le sobrase la seriedad en defensa, más aún, incluso prescindiese de ella.
Que el error de Villa, intentando hacer un pase inverosímil, además de imposible, a su propio portero, en lugar de apoyarse en el compañero que lo espera al lado, fue una consecuencia de ello.
Que, con el rival tocado, frecuentemente, el Barça perdona, como no queriendo humillar al contrario en particular frente a algunos, faltándole al respeto al fin.
Se interroga sobre:
¿Que se muestra blando frente a los débiles, y fuerte frente a los poderosos?
Y acaba afirmando: Que todo junto no puede ser.
¿Aviso a tiempo? Sí, pero. Y con toda razón añade: sólo estoy hablando de fútbol.
Y pregunta, a quien quiera contestarle, o no: ¿O también de política?
Un abrazo.

¿No sería eso más fácil? Y no contestarme en primera plana y obligarme, sin ser jurista, a meterme en el fregado de elaborar mi defensa como si me fueran a pasar por el Tribunal Internacional de La Haya.

... (continúa)

bemsalgado dijo...

¿Qué gran delito he cometido, que ya no recuerdo?

Ah, sí. Lo más perturbador, la prueba de mi absoluta deslealtad: “¿O también de política?”

Pero es que verás. Yo pasé por tu blog varias veces la mañana del domingo, y vi que nadie hacía el más mínimo comentario. Así que decidí hacerlo yo, por todo lo anteriormente expuesto.

¿Cómo? Tomé un comentario que había puesto en el Diario SPORT la noche anterior, lo retoqué puesto que la restricción para comentarios en ese diario me obligó a diversas mutilaciones, y lo metí en tu entrada “Guardiolada”. Vamos con la prueba documental:

http://www.sport.es/es/noticias/barca/20110910/xavi-hemos-pagado-muy-caro-dos-errores-puntuales/1146310.shtml
bem - 10/09/2011 22:44
+ 0 - 0
Pasa a veces que, cuando todos juegan de todo, nadie juega de nada. Lo que empezó como anarquía armoniosa y continuó como desorden, acabó en desconcierto. Es como si sobrase la seriedad en defensa. El error de Villa con un pase atrás inverosímil en lugar de apoyarse al lado, fue una consecuencia de ello. Con el rival tocado, se perdona, irrespetando al contrario . Todo junto no puede ser. ¿Aviso a tiempo? Sí, pero.
(Aquí como puedes ver falta la pregunta perturbadora. )

Si te hubieras molestado en acceder a mi blog, con atención, sabrías que:

1º.- Tu artículo, globalmente me gustaba, fui el primero en marcar un “guay”, como casi siempre hago por otro lado.

2º.- Que si así no fuese no habría confeccionado una entrada en mi blog pirateada de la tuya, con el título: “Tarde de Fútbol”

3º.- Que ayer fue el 11-S, y pese a que es difícil que me cacen, lo hicieron unas décimas de segundo, mientras pasaban por TV las imágenes del atentado de New York. Y la portada de Público y resto de prensa bombardeaba con tales celebraciones.

4º.- Que siempre que me es posible trato de hilvanar una entrada del blog con la siguiente, por algún hilo conductor, desde el título, una foto, lo que sea.

5º.- En es momento urdí: lo tengo. Pongo una entrada “TARDE DE FUTBOL” y la siguiente, una hora después, “ONCE contra ONCE”, y me cago en todo el escándalo que se montan, aunque no sirva para cambiar el mundo y sólo para avinagrarte a ti por lo que parece.

6º.- Elegidas las fotos, me convenía una de GWB, el muy inbécil y grotesco, amagando un paso de baile, con el que quería cerrar la selección de fotos. Su imagen de Presidente, contrastando con la de Salvador Allende muerto y desvencijado sobre las cabezas del trío de las Azores.

Y a su vez enlazaba con la postura del legendario Zamora atrapando un balón. Si Busch tuviese en sus manos la bola del mundo, me iría mejor pero sería menos grotesco. Podemos entender también que le está haciendo un molde.

La perturbadora pregunta me servía también para enlacer, o yo así lo entiendía, esa entrada con la siguiente.

Y de paso aprovechar el tirón de hacer comentarios en páginas deportivas, pongo de nuevo a Fernando Mora por testigo, puesto que le dirigí un correo privado hace tres semanas sobre la cuestión, para dar algo de audiencia a mi alegato contra el intervencionismo americano y el borrón que quieren echar sobre los crimentes cometidos en Chile hace casi cuarenta años.

Y esto es todo, después de seis horas recopilando datos. Muchas Gracias Palazón.

Me queda finalmente lamentar, y es algo que te reprocho claramente, que si te asaltaron las dudas que manifiestas hacia mí, no te hayas dirigido a mí mediante un correo privado para pedirme explicaciones, y te hayas decidido a postearlo. Pero allá tú, tú sabrás.

Aquí no vuelvo, José.
Salud, compañero.
Buenas noches.

PD. Sólo un favor te pido, no postees mi respuesta. Deja todo como está.
Seguramente se me quedan cosas por decir, pero no vale la pena.
f23.55h

JOSE LOPEZ PALAZON dijo...

Por favor, bem, ¿cómo puedes recibir un comentario humorístico de esa manera?

Todo eso que yo decía del galleguismo y los gallegos no son sino un montón de lugares comunes que no sé muy bien por qué introduje en mi comentario al tuyo sobre mi post Una guardiolada.

Y, de pronto, asombrado, contemplo cómo te indignas por una serie de lugares comunes que yo no hago sino aprovechar por los pelos para intentar decirte que no acababa de entender si tú estás de acuerdo o no con mi afirmación de que no sólo el fútbol, sino todo, absolutamente todo no es más que política, algo que yo creo que es la base del pensamiento aristotélico.

Estaba tan convencido de que si hay alguien en el mundo que sienta por ti un cariño bien fundamentado ése soy yo que ni por asomo se me ocurrió pensar en la posibilidad de que mi comentario iba a enfadarte de esa manera.

Desde el interior de mi corazón te juro que soy totalmente inocente del pecado de haber intentado ofenderte o siquiera molestarte porque es lo último que se me ocurriría hacer y esto te lo juro no sólo por mi salud sino también por la de mi mujer que es muy precaria, por cierto.

Pero, en fin, algo debe de suceder conmigo, algún fallo fundamental debo de tener cuando sucede con tanta frecuencia que ofendo sin pretenderlo, pero parece que lo hago, a la gente que más aprecio como me sucedió antes con CarmenRM, de la que dejé de tener noticias hace ya mucho tiempo siendo como es ella la persona que más aprecio de todas las que conocí por aquí.

De lo que sí que estoy seguro ya es de que parece que no le gusta a nadie que yo aproveche un comentario suyo para pergeñar mi post cuasi diario en mis blogs.

Esto todavía lo entiendo aún menos. Creo, pero a lo peor, estoy equivocado que los comentarios que se hacen a un post son tan pùblicos como el propio post.

¿Entonces, qué diferencia hay entre publicarlos en uno u otro sitio?

Vistos los resultados parece que la hay, pero yo no consigo entenderla del todo.

De cualquier manera, a ti, te aprecio y te respeto tanto, que voy a hacer con tu último comentario lo que deseas, sólo voy a referirme a él aquí, en este espacio para los comentarios de este blog.

No quiero ofenderte de nuevo, diciéndote que me acabas de dar uno de los disgustos más grandes de mi triste vida y todavía lo hace peor aún el h echo de que éste se produce como consecuencia de una de las bromas más inocentes que he gastado en mi vida.

En fin, parece que no estoy hecho para la convivencia corriente, dada mi torpeza para entender este tipo de cosas, porque algo debe de haber cuando personas como tú y CarmenRM, 2 de las que más aprecio y admiro de este mundo se han enfadado de tal manera conmigo.

Lo siento, lo siento muchísimo, es lo que más lamento en este mismo instante, y os pido perdón a los 2 por todo lo que haya podido decir o hacer para provocarlo.

Un abrazo,

calificacion de las entradas