viernes, 12 de junio de 2015

Pares cum paribus congregantur, los iguales se juntan con sus iguales



https://degamonalalmundo.wordpress.com/2015/02/26/antonio-ledezma-es-un-golpista-aunque-pablo-iglesias-diga-lo-contrario/

Etica versus moral, los principios inderogables de la buena conducta contra lo que acostumbra normalmente a hacerse.

-Maduro es el culpable de la destrucción de Venezuela-Felipe González.

-Lo único cierto es que estoy separado-Mario Vargas Llosa.

¿Qué tienen en común estos dos personajes?

A lo peor, a la inmensa mayoría de la gente le parecerá una banalidad: ambos están separados de sus legítimas mujeres.

Seguramente soy el más vetusto de los carcamales, pero creo que la ética no tiene fisuras, o sea, que no se puede ser ético a medias como no se puede estar medio embarazada.

La ética es una concepción de la vida, la moral es un modo de vivir.

Y es que si uno es capaz de estafar a esa primera mujer con la que unió su vida, primero, es perfectamente capaz de hacer cualquier otra canallada, después.

El Señor X, según Garzón, ése juez al que sus compañeros expulsaron de la profesión por atreverse con el franquismo de las cunetas de las carreteras, ha cogido a su nueva mujer del brazo y se ha ido a dar una vuelta por Sudamerica y el tío que abandonó a su mujer enferma de cáncer para estrenar una nueva, el tío que fundó los Gal para que enterraran a los que asesinaban en cal viva, el jefe de Barrionuevo y de Rafael Vera, condenados ambos por terrorismo de Estado, mientras eran superministros suyos, el feroz partidario del gobierno de Carlos Andrés Perez , el jefe dilecto de Ledezma, ese angelito que ahora está en la cárcel por urdir sublevaciones contra el régimen legal de Venezuela, después de haber dirigido las más sangrientas persecuciones de los desharrapados venezolanos que se sublevaron contra su sangriento jefe, el lacayo impune de los Usa, se ha dado una vuelta por allí, para darse un baño de negras multitudes mientra folla  un poco con su nueva hembra en un hotel de superlujo de Caracas, gratis total, porque los norteamericanos nunca hacen las cosas a medias, al fin y al cabo viven a costa del resto del mundo.

O sea que Flipe González se ha dado un paseo glorioso por su Sudamérica querida y como un césar cualquiera ha dicho aquello de “veni, vide, vici”, que no quiere decir otra cosa que vine, vi y vencí, porque para un lacayo de los Usa vencer es simplemente haber estado allí, para volver en un avión de las fuerzas aéreas colombianas, en un vuelo montado expresamente para él y su concubina.

Bien.

De modo que Maduro es el culpable de que los Usa hayan decidido sabotear la fuente de petróleo más proclive a Rusia y a China al propio tiempo que se cargan al máximo ejemplo de la rebelión más descarada y victoriosa contra su opresión en el patio trasero, dando así una severa advertencia al resto de los países del ALBA.

Otra vez, bien.

¿Es una casualidad que el otro jenízaro usaniano, éste desde el campo  no de la vergonzosa política sino desde el no menos vergonzoso de la falsa literatura, Mario Vargas Llosa, ha dado al fin un paso adelante junto a su nueva barragana, esa prostituta superprofesional que se ha pasado por la piedra ya a estrellas universales de la canción melódica,  a aristócratas faranduleros y a superministros socialistas, y ahora a un premio nobel porque ella no se pone por menos?

El caso es que FP, como siempre, se ha cubierto de gloria, poco más  o menos cómo ese nuevo epígono de la criptoultraderecha subvencionado por el Ibex 35 que propugna, entre otras muchísimas cosas más o menos parecidas que se suba el Iva de los pobres, algo que, por supuesto, nunca será él, mientras que, siguiendo las instrucciones de salvar al bipartidismo, ayuda a la Susana Díaz de la eresiana Andalucía a salir del agujero en el que ella misma se había metido, primero, y a la salvaje represora de manifestaciones del pueblo, Cristina Cifuentes, después, cumpliendo así a rajatabla con su misión de ser la marca blanca del PP.

O sea que tenía toda la razón el volteriano dr. Pangloss: vivimos en el mejor de los mundos posibles, gobernados por unos líderes perfectos.

Amén.

4 comentarios:

Fernando Mora dijo...

TTIP, un acuerdo potencialmente devastador

http://ctxt.es/es/20150611/firmas/1417/TTIP-un-acuerdo-potencialmente-devastador.htm

Futbolín dijo...

¿QUÉ ESTÁ PASANDO EN ESPAÑA?

http://blogs.publico.es/vicenc-navarro/2015/06/12/que-esta-pasando-en-espana/

Futbolín dijo...

ALEGRÍA, POR FIN
http://beatrizgimeno.es/2015/06/13/alegria-por-fin/

Futbolín dijo...

EL 'MARTILLEO' DE LA DERIVA RADICAL
Jesús Maraña en Infolibre.

Venimos asistiendo desde el 24 de mayo a un “martilleo” permanente sobre los enormes riesgos que a juicio de algunos acarrean los pactos de gobierno. Desde el PP, desde instituciones empresariales o financieras y desde la enorme batería mediática a su entera disposición hemos escuchado la sonora denuncia de una “deriva radical”, de una “galopante frivolidad” que puede “poner en riesgo” la “recuperación de la economía”. Obviamente, las alarmas sólo saltan donde se producen pactos hacia la izquierda. No se ha visto una sola portada alarmista ante los acuerdos que legítimamente firman el PP y Ciudadanos o fuerzas nacionalistas conservadoras con grupos independientes. Ocurre en centenares de municipios y ciudades. Resulta curioso (o ya no) que las advertencias del apocalipsis se produzcan exclusivamente cuando pierden el poder quienes han llegado a considerar que cada ayuntamiento es un cortijo de propiedad limitada. (Que Rita Barberá renunciara a su acta de concejal en Valencia para no tener que entregar la vara de mando a Joan Ribó es la imagen de quien confunde la democracia con un modelo de negocio).

El propio Mariano Rajoy firmó en la tarde de este sábado un tuit poco digno de un presidente del Gobierno. Lo suyo sería felicitar a todos y cada uno de los nuevos representantes de los ciudadanos, pero Rajoy ha preferido expresar su apoyo exclusivamente a los concejales del PP, y calificar de "excéntricos y sectarios" los pactos de otros grupos. Es obvio que a Rajoy no le gustan las sumas democráticas que no den como resultado final el poder al PP.

calificacion de las entradas