martes, 18 de agosto de 2015

Atado y bien atado (II)

Supongo que todos estaremos ya de acuerdo en que el futuro de este país se va a dirimir en los juzgados, porque todos los miembros del PP, como un solo hombre, han repetido hasta la saciedad ese mantra de que la verdad, sólo la verdad y toda la verdad sobre la incontenible ola de corrupción que nos asola será indiscutiblemente lo que digan los jueces.
 Y dicha aseveración, dicho mantra, ha sido admitido sin ninguna clase de discusión por todos y cada uno de sus adversarios dialécticos, yo no sé muy bien por qué, porque a mi, por lo menos, no me vale eso de que si nos cargamos también a los tribunales ¿qué nos queda, con qué nos quedamos, qué destino es el que resta a este desdichado país, en el que todos vagamos, entre el hambre, el frío, o el calor, el paro, la persecución policial, los desahucios, los suicidios y el más grande de todos los desamparos porque ellos, los del PP, han conseguido imponer todas sus tesis, entre ellas, ésa de que no hay otro modelo político aplicable a esta situación que el suyo, el que ellos representan?
 
¿Cómo y por qué nos hemos dejado arrinconar así?
 
 Comenzó con ese inicuo personaje que ha resultado ser el tal Felipe González, el presidente favorito de ese comisario político que es Marhuenda, abjurando del marxismo, como si de una máxima científica que explica el desarrollo ineluctable de la historia se pudiera abjurar, negando la mayor como estaban haciendo todos los que le auparon estratégicamente a la jefatura del  gobierno español porque así convenía a los intereses usanianos y alemanes, cuando todos ellos no hacen sino aplicar hasta sus últimas consecuencias esa idea tan sencilla como irrebatible: todo es economía, todo el devenir histórico no es sino la plasmación política de los resultados de la lucha entre el trabajo y el capital en los procesos de la producción.
 
Pero esta idea no sólo es verídica, científica, sino también eminentemente subversiva porque incita a rebelarse contra una situación sociopolítica impuesta por los intereses de los representantes del capital, -“proletarios de todos los países, uníos”- lo que fue comprendido en toda su profundidad por los representantes del mismo que, desde ese instante, dispusieron del arsenal inabarcable de todos sus poderosos medios para enmascarar dicha máxima científica
 
Pero estábamos escribiendo sobre la situación actual española. Y decíamos que el mantra “no hay más verdad que la que declaren los tribunales de justicia” se había impuesto definitivamente por la aquiescencia bovina de todos los adversarios dialécticos de los populares.
 
Y esto, en un país en el que reina inatacablemente una justicia esencialmente franquista-“lo he dejado todo atado y bien atado”-con un sistema de la provisión de los miembros de la carrera judicial basado en su extracción desde el meollo de la más sólida plutocracia,  y no como en otros países donde los miembros de la carrera jurisdiccional se proveen mediante la extracción por elección entre los mejores, en todos los sentidos, de los ejercientes de las profesiones libres de la forensía, nos condena para siempre a un estado de cosas en el que los intereses de los poderosos se imponen ineluctablemente a los de los débiles, pervirtiendo así la excelsa finalidad que entraña la idea de la justicia.
 
De modo y manera que el juicio oral de los procesos al PP, porque todos sabemos que la Gürtel, el caso Bárcenas y adyacentes no son sino los procesos sobre la corrupción del PP, va a ser decidido inapelablemente, porque esa instancia ante el TRIBUNAL DE DERECHOS HUMANOS de Estrasburgo es una instancia meramente simbólica porque sus sentencias no tienen capacidad revocatoria de las de los tribunales españoles, por unos jueces infectados del fascismo franquista, tal como han intentado poner de manifiesto las defensas letradas personadas en dichas causas, basándose en una LEY ORGANICA DEL PODER JUDICIAL, LOPJ, que no es ni más ni menos que del año 1.985, con todo lo que ha llovido desde entonces.
 
En el artículo 219 de la misma, las causas de abstención, y no de inhibición como reiteradamente se viene diciendo en toda la prensa,  y de recusación de los jueces españoles están defintivamente obsoletas como podemos comprobar analizando lo que sucede en este caso, en el que dos de los tres jueces, o sea, la mayoría de los que han de decidir sobre el caso, no son ni más ni menos que el tal Enrique López, el hombre al que el PP ha promocionado saltándose todas las normas establecidas para ello, al Consejo General del Poder Judicial y al Tribunal Constitucional, máximas cumbres de la jerarquía judicial española, y a la tal Concepción Espejel, de la que Cospedal dijo, con toda la publicidad del mundo, tal como ella hace todas las cosas, que era tan buena amiga de todos ellos, los del PP, que todos la llamaban Concha y que Concha sería para siempre para todos ellos. ¿Cabe una mejor manera de expresar la identificación de dicha magistrada con los intereses procesales del PP?
 
Pues, bien, en la famosa LOPJ, artículo 219, no aparecen por ningún lado las causas de abstención o de recusación, que establezcan que  deberán abstenerse bajo pena de recusación los jueces y magistrados que hayan sido especialmente promocionados o alabados “erga omnes” por las partes concurrentes en un proceso, porque ¿cabe alguna otra causa de recusación más ostensible que la de que el recusado haya sido promocionado y definitivamente alabado y por lo tanto deba toda su carrera y prestigio al partido político que lo aupó hasta esas casi inaccesibles cumbres jurisdiccionales? 
 
Esta obsoleta LOPJ sólo les ha ofrecido a los letrados defensores de las partes personadas en dicho proceso, una causa de abstención y recusación tan poco contundente como la de amistad intima o enemistad manifiesta, que se recoge en el nº 8 del famoso artículo 219.
 
En la práctica habitual ante los tribunales, se suele recurrir para la interpretación semántica de los términos juridicos que no estén absolutamente claros, al diccionario de la rae, que, para el caso que nos ocupa, dice:
 
Amistad: 1. f. Afecto personal, puro y desinteresado, compartido con otra persona, que nace y se fortalece con el trato.
 
Enemistad: 1. f. Aversión u odio entre dos o más personas. 
 
O sea que, para cargarse a estos dos jueces tan estrechamente vinculados al PP, habría que demostrar, con pruebas irrefutables, que existe un afecto personal PURO Y DESINTERESADO entre ellos y el PP o, por el contrario, una aversión u odio entre ellos y las otras partes personadas en la causa, además del PP.
 
Con lo fácil que sería, por el contrario, enumerar, respecto a Enrique López, todos los puestos a los que ha sido promocionado directamente por el PP, a alguno de ellos saltándose incluso a la torera los requisitos exigidos para el cargo, amén de las 50 charlas o conferencias remuneradas impartidas por él en Faes, la fundación del PP.
 
En cuanto a la famosa Concha, según Cospedal, discurso en la entrega de una medalla otorgada por ella misma, tal vez pudiera incluso prosperar la recusación puesto que, según la Rae, la relación entre ella y el PP en ningún caso es pura y desinteresada.
 
Nos resta, por último, una referencia al hecho de que el famoso Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo, si bien sus sentencias  son, como ya hemos expuesto, absolutamente inoperantes en cuanto a la revocación de las sentencias españolas, sí que sirven de fundamento tanto positivo como negativo para los postulados o principios en los que los tribunales de la Unión Europea deben apoyar sus resoluciones, entre los cuales se halla el que se denomina principio de la imparcialidad objetiva que hace referencia al hecho de que los tribunales deben de tener también en cuenta no sólo los casos de falta de imparcialidad subjetiva por estar el juez que decide implicado de alguna manera personal en la causa, sino también cuando haya una sospecha fundada o simple posibilidad de que la imparcialidad del juez no concurre en el caso, tal como sucede en el supuesto que ahora tratamos.
 
 
 

2 comentarios:

eddie dijo...

1) Ideas viejas y ambiciones tristes. Armando B.Gines
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=202255

2) http://www.insurgente.org/index.php/2012-04-11-10-03-53/america/item/17831-la-policía-venezolana-encuentra-toneladas-de-alimentos-escondidos-bajo-tierra-para-provocar-descontento-contra-el-gobierno

3) http://manueldelgadoruiz.blogspot.com.es/2015/08/breve-apunte-sobre-la-sociedad-civil.html

eddie dijo...

http://www.infolibre.es/noticias/mundo/2015/08/18/tsipras_entrega_aeropuertos_griegos_una_empresa_alemana_36661_1022.html

http://espiaenelcongreso.com/2014/12/22/desaparecen-del-caso-cristina-urdangarin-4-archivos-y-una-carta-que-implican-juan-carlos-y-corinna/

calificacion de las entradas